Política

El récord de Cassutti en Educación: vuelve al gabinete el ministro que estuvo 65 días a cargo pero nunca hubo clases

En medio del caos por el no inicio de clases se conocieron nuevas designaciones en el gabinete de Arcioni, todas en subsecretarías. La más llamativa es la de Paulo Cassutti, el chubutense que quedará en la historia como el único funcionario que fue ministro de Educación con las aulas vacías.

A esta altura parece que al gobernador de Chubut, Mariano Ezequiel Arcioni, directamente lo asesora gente que no busca que le vaya bien ni en la vida como en la política.

Es que mientras estalla el conflicto docente en toda su magnitud a partir del no inicio del ciclo lectivo 2020; los estatales no aceptan bonos como parte de pago de las deudas del año pasado; sus otrora aliados políticos toman distancia de su persona y el Gobierno nacional le exige resultados, el último Boletín Oficial da cuenta de nuevas designaciones en el gabinete.

En este caso se trata de cuatro subsecretarios para la Secretaría de Ciencia, Tecnología, Innovación Productiva y Cultura, cuyo titular es el ignoto Mauro Carrasco.

El hombre que hizo historia

El licenciado Paulo Cassutti (48 años) es uno de los nuevos funcionarios de Arcioni, ya que será subsecretario de Articulación Científica y Tecnológica. Cuenta con experiencia en la función pública porque fue subsecretario primero y luego ministro de Educación de Chubut. Todo ello durante el convulsionado 2019.

Casutti ocupó el ministerio solo 65 días, entre el 4 de septiembre y el 8 de noviembre, lapso en el cual no hubo actividad en las aulas de Chubut por el paro docente que se extendió durante 17 semanas. Es decir que fue "el ministro sin clases".

Se trató del cuarto responsable del área que quema durante el gobierno de Arcioni, por donde sucesivamente pasaron antes Gustavo Castán; la hoy diputada provincial Graciela Cigudosa y Leonardo de Bella. Luego llegaría el quilmeño Andrés Meiszner, quien subsiste hasta estos días.

La de Cassutti no es la única nueva designación de Arcioni, ya que en el mismo Boletín Oficial también se da cuenta de que la abogada María Paula Alvarado (49 años) fue ubicada como subsecretaria de Estrategia y Políticas Territoriales de Innovación Productiva y Cultura, mientras José Matías Cutro tendrá a su cargo ahora la subsecretaría de Planificación Estratégica y Comunicación Institucional.

Finalmente, Dagoberto Eugenio Merino Espinoza se ocupará de la subsecretaría de Acción, Coordinación Territorial, Industrias Culturales y Artesanías.

Otra media verdad

En la reciente reunión en la que fue interpelado por los jueces y funcionarios judiciales, Arcioni afirmó que no había nuevas designaciones en el Poder Ejecutivo, sino que se trataba de reacomodamientos de personal que ya cumplía funciones en su anterior mandato, lo cual en estas designaciones se verifica en el caso de Cutro, quien era secretario de Cultura en la anterior gestión. Pero no ocurre lo mismo con Cassutti, Alvarado y Merino Espinoza.

El gobernador se había defendido ante los miembros del Poder Judicial que le fueron a echar en cara que mientras a ellos los ajustaba, él seguía designando personal, mientras en el aire sobrevolaban los nombres de sus sobrinos de sangre y políticos, así como el de los hijos y hermanos de estrechos asesores y funcionarios.

"Puede ser que haya gente que cobra y no trabaja, pero son los menos", desafió Arcioni esa mañana a sus interlocutores.

Por las dudas, ahora se deja claro en el Boletín Oficial que en estas últimas cuatro designaciones se "exceptuará" el trámite del "criterio de irretroactividad", lo cual se traduciría como que no cobrarán sus altos sueldos desde el día de su designación (10 de diciembre para Cutro; 6 de enero para el resto), sino desde el momento en que se oficializó que son parte del equipo de gobierno.

Claro que ello también implica que no tienen responsabilidad sobre lo que pasó en el medio.